Luna Llena en Escorpio 2018

Luna llena en Escorpio, en su grado 9, el 29 de abril de 2018

5_Fenix

horizontal break

¿Dónde te cae esta Luna llena en Escorpio en tu mapa?
Calcúlalo ahora con AstroSpica

acceder-ahora

horizontal break

La próxima Luna llena en Escorpio nos brindará la oportunidad de adentrarnos en los espacios más profundos del alma, de indagar en ese territorio oscuro y misterioso que nos reserva un encuentro con la sombra, con esas partes negadas y/o reprimidas que es necesario reconocer, honrar e integrar de forma creativa a la consciencia para sanar y seguir evolucionando.

Tal es el reto que nos propone el signo de Escorpio, donde veremos florecer la actual lunación.

Este signo, caracterizado por su naturaleza intensa, apasionada y transformadora representa el abismo o infierno simbólico, la prueba iniciática que hemos de atravesar con el fin de fortalecernos, volvernos más sabios y elevarnos por encima de nuestras limitaciones, miedos, complejos y condicionamientos, lo cual sólo conseguiremos si somos capaces de reconocer, aceptar y, finalmente, transmutar, integrar y canalizar todo ese contenido que subyace en lo profundo de nosotros.

En este caso, será la Luna llena en Escorpio la que nos inicie, a través de la experiencia emocional, haciéndonos morir interiormente para renacer más fuertes y sabios en ese ámbito de nuestra vida donde ella se encuentre desplegando la nocturna luz que, cual espejo de obsidiana, reflejará, proveniente del Sol en Tauro.

Esa fértil luz que el Sol en Tauro le obsequia vendrá a iluminar la misteriosa faz de la Luna escorpiana, brindándonos la oportunidad de prestar atención a nuestras emociones más profundas, sobre todo a aquellas más densas y oscuras, la rabia, la envidia, el odio, el rencor, los celos, con el fin de tomar consciencia de estas y reconocer, más allá de su naturaleza destructiva, el enorme potencial creativo que entrañan.

El gran reto será transmutar ese plomo en oro, para lo cual se requiere, básicamente, voluntad.

Y, dada la presencia de Plutón y Marte, dispositores de esta Luna, en el signo de Capricornio, también será necesario aplicar una buena dosis de paciencia, templanza, rigor y disciplina.

Esto se verá facilitado y apoyado por el sextil y el trígono que, respectivamente, estarán formando la Luna y el Sol con el planeta Saturno, el cual, transitando su propio signo, Capricornio, se constituye en el dispositor final de las energías de este plenilunio.

Es por ello que hacernos cargo del trabajo interior que nos toca realizar a cada uno será fundamental si queremos salir de esta Luna más sabios, renovados y fortalecidos.

42_Trabajo interno

Sin una cuota de esfuerzo sostenido, responsabilidad y madurez no habrá transformación posible y, al mismo tiempo, si asumimos el reto de transformarnos habremos ganado en madurez y experiencia.

Hay un riesgo, sin embargo, en toda esta impronta energética, que es el “fracasar” en el intento de transformarnos y empoderarnos y acabar frustrados, agotados y amargados, al vernos atrapados en nuestras propias resistencias y ante las dificultades que proyectamos en nuestra vida.

En este sentido, hay que comprender que el trabajo interior es un proceso lento, arduo, donde cada caída nos enseña, donde cada revés nos revela un conocimiento más profundo, y que cuanto más hondo toquemos más alto podremos luego elevarnos, pero ello lleva tiempo y, esta Luna, precisamente, viene a recordarnos que nuestra alma, cual ave fénix, tiene que estar preparada para morir y renacer de sus cenizas cada vez que sea necesario.

Para ello es preciso aprender a soltar, a cerrar ciclos, a aceptar la impermanencia y reconocer que sólo lo verdadero trasciende mientras que lo ilusorio, tarde o temprano, se desintegra. Escorpio es el valle donde todo lo caduco va a morir para dejar paso a lo nuevo, entendiendo la muerte, no como un final, sino como un cambio de estado o vibración.

La cruz cósmica que el Nodo Sur en Acuario y el Nodo Norte conjunto a Ceres en Leo se encontrarán configurando con la Luna en Escorpio y el Sol en Tauro, estará señalando un momento de tensión que, para algunos, puede estar marcado por la salida repentina de algo o alguien en nuestra vida, o el retorno inesperado de personas del pasado, abriendo así la puerta al drama de la pérdida o a la celebración del reencuentro, o bien, puede apuntar al hecho de dejar atrás amistades o grupos con los cuales nos podamos sentir limitados o enzarzados en luchas de poder, para encaminarnos al reencuentro de nuestro propio espacio de brillo y creatividad, dejando la multitud y la dispersión colectiva que a veces puede tornarse conflictiva, o por el contrario, la reaparición de viejas amistades que nos ayuden a volver a nosotros mismos, para empoderarnos y autoexpresarnos y ofrendar nuestra luz, concentrada e intensa, como una llama.

Obviamente, la evolución no se logra en un día ni en un mes, sino en años, en vidas… Sin embargo, la Luna llena en Escorpio nos ofrece la oportunidad de enfocarnos con mayor atención en ese proceso, marcando el tiempo de una mayor profundización capaz de impulsar ese proceso evolutivo a través del trabajo consciente con nuestro mundo interior.

Sin embargo, para aquellos que llevan tiempo haciéndose cargo de su proceso evolutivo, trabajando intensamente en la sana integración de su sombra y la trasmutación interior, se potencia la posibilidad de revelar el gran tesoro luminoso que se oculta en lo más oscuro y profundo de su alma. No en vano, fue bajo la poderosa y transformadora luz de una Luna escorpiana que el Buda Gautama se iluminó.

Y es que, Escorpio, al igual que puede llevarnos a lo más oscuro y tenebroso, también puede elevarnos a lo más sublime y luminoso, pero siempre nos pedirá haber conocido primero la oscuridad, donde el ego ha de morir para que la Luz de la consciencia pueda brillar.

La Luna también hace referencia a la familia, y como Escorpio está relacionado simbólicamente, entre otras cosas, con lo profundo y con la muerte, es el momento ideal para ahondar en nuestras raíces, así como para recordar y honrar de manera especial nuestro linaje.

20_ancestros

También será un buen momento para reconocer la sombra familiar y hacer el trabajo interno que nos corresponda para sanarla e integrarla creativamente en nuestras vidas. No será raro, de hecho, que en esta Luna afloren conflictos familiares con todo el dolor y desazón que ello comporta.

Otra de las características de la Luna llena en Escorpio es su enorme poder psíquico, por lo tanto, durante esta lunación es muy probable que veamos potenciada nuestra intuición y algún otro tipo de don que podamos poseer y que tengamos sueños más simbólicos, misteriosos y reveladores y, en algunos casos, trasformadores, dolorosos, densos y/o grotescos, ello se debe a que estamos liberando contenido muy profundo del inconsciente, lo cual puede resultar sanador e, incluso, darnos pistas sobre el trabajo interno a realizar.

Es una Luna llena muy propicia para la magia, el ocultismo, el chamanismo, las practicas tántricas, el yoga, el trabajo terapéutico y las disciplinas o formas de sanación en las que la energía tiene un papel preponderante, tales como el Tai Chi, el Chi Kung y el Reiki.
 
Inclina también a experimentar nuestro lado más instintivo y apasionado, a disfrutar de la sexualidad, de ese encuentro íntimo y profundo con el otro y consigo mismo, puesto que Escorpio tiene la inquietud de unir las polaridades, de fusionarlas para integrarlas en una sola fuerza poderosa, con un enorme potencial creativo.                                                                                                                                                                                                                                        

Así mismo, nos propone fusionar nuestras polaridades, masculina y femenina, con el fin de autoengendrarnos, de manifestar ese Ser íntegro que somos en esencia, realizar lo que los antiguos alquimistas denominaban Hierosgamos, la boda alquímica entre nuestro Sagrado Femenino y Sagrado Masculino, entre esas dos polaridades fundamentales de la energía que precisan reunirse para revelar plenamente el Ser, que es lo que se busca precisamente a través de la práctica del Yoga.

Esta Luna llena en Escorpio puede llevarnos a experimentar la necesidad de empoderarnos, de reconocer nuestro profundo potencial creativo y transformador, no obstante, también pone a la orden del día las luchas de poder y, en este sentido, es posible que nos veamos expuestos a ellas, especialmente, en el ámbito familiar, emocional o territorial, así que hemos de estar atentos para no caer en juegos de poder, en los cuales reina la manipulación, el control y la subyugación.

Lo mejor será, en lo posible, alejarnos de personas y ambientes negativos, o bien, si no queda otra que interactuar con ellos, obrar con la mayor consciencia posible. En ese caso, el autocontrol y el empoderamiento, aunados a la paciencia y el saber poner límites, serán nuestras mejores herramientas. 

Aprovechemos pues la oportunidad de transformación, sanación y empoderamiento que nos ofrece esta mágica Luna llena en Escorpio y renazcamos más fuertes y sabios de su oscura fuente, que sepamos encontrar el invaluable tesoro que allí se esconde, nuestra propia luz.

 

nathacha-oura
Nathacha Oura

Consultora de Astrología y Tarot

http://nathachaoura.blogspot.com.es/

One thought on “Luna Llena en Escorpio 2018

  1. Maravilloso artículo!
    Como ya nos tienen acostumbrados, es un escrito sin desperdicio; y que nos detalla impecablemente, el resto de los acontecimientos planetarios que están en proceso.
    Mil gracias por este compartir. Y a todo el equipo, que hace posible que esta vitrina valiosa que se dedica a ofrecernos información tan nutritiva, llegue a nosotros.
    Que sigan sus éxitos!


CURSO DE ASTROLOGÍA GRATIS
Aprende Astrología con nuestro Curso de Iniciación
Recibe nuestras lecciones por email
Si detectamos que no abres nuestros correos, te daremos de baja automáticamente.